viernes, 2 de enero de 2009

Borrador


algunos retales que quedaron guardados del 2008...


Puede que haya sido el cambio, el volver a una ciudad más pequeña que a mi se me hace más grande, el volver a una casa más grande que a mí se me hace más pequeña. Aquí me siento raro, todos son contradicciones, y rodeado de gente me siento sólo... Me siento diferente


Querido (). muchas gracias por tu llamada, me volviste a animar una vez más, me hiciste volver a ver el horizonte y recuperar la ilusión que se me iba perdiendo con cada paso que daba.
Me encantaria qué me orientaras en muchas cosas más, pero sé que ya soy mayor para arreglarmelas yo sólo, y creo que tú también lo piensas, pues me estais dejando de lado muchas veces, y no me hablais de lo que ya sabeis, hay una barrera que os lo impide, ¿para vosotros nada ha cambiado? Estoy harto y a veces no tengo fuerza para seguir llevando las riendas de mi vida


No tengo palabras para describirlo, fue un recuerdo insuperable



Retales muy débiles que van volando con el paso del tiempo hacia el olvido


2 comentarios:

a gritos dijo...

puf... puf y puf... si es que no tengo nada que decirte... solo que necesito un té de esos de la pasión o como se llamen.

Siento lo mismo que tú con respecto a lo grande y lo pequeño de las ciudades y las casas...

Y ya sabes como lo arreglo yo todo, como le he dicho a Sofía: veniros aquí unos días, que os vendrán bien! jajaja.

Lo digo totalmente en serio.

Es necesario un gabinete de crisis. ánimo.

a gritos dijo...

"Hoy en día como está el mundo, quien se pensase en traer al mundo un hijo sería una crueldad."
(La Roca)

Me ha recordado a tu sabio:
"mira, hoy por hoy lo que menos falta le hace al mundo es gente"

National Geographic POD